Traslado de reos debe ser con respeto a derechos humanos: CADHAC

Ante el inminente cierre del Penal del Topo Chico, previsto para el próximo 30 de septiembre del año en curso, Ciudadanos en Apoyo a los Derechos Humanos, A.C. (CADHAC) solicitó a las autoridades estatales que el traslado de reos se realice con respeto a derechos humanos.

En rueda de prensa, la hermana Consuelo Morales Elizondo, directora de la organización civil, comentó que a la fecha, el Gobierno del Estado no ha entregado información sobre las medidas a implementar para el traslado de más de 2,700 internos del penal de Topo Chico al centro penitenciario de Apodaca. 

Indicó que el Penal del Topo Chico no cumple con las condiciones mínimas para garantizar una vida digna a las personas privadas de su libertad.  

“El cierre del Penal del Topo Chico debe representar una oportunidad para mejorar los protocolos de seguridad y de respeto a la dignidad e integridad de las personas privadas de su libertad y el trato hacia los familiares de las personas privadas de su libertad”.

Añadió que “ningún interés particular sobre el terreno del Penal de Topo Chico debe acelerar el traslado. Nada puede ser más importante que la misma protección de las personas privadas de su libertad”.

Morales Elizondo recordó que las medidas de traslado deben atender los derechos a integridad física y psicológica, protección a la intimidad y sus pertenencias, así como prevenir actos de tortura, tratos crueles, inhumanos y degradantes; al mismo tiempo, se debe informar a las autoridades judiciales y los familiares sobre las condiciones del traslado.

“De igual manera, se necesita conocer si el penal de Apodaca, que alberga a 1,600 personas privadas de su libertad, tiene la capacidad instalada y las condiciones para recibir a las más de 2,700 personas privadas de libertad, tales como espacio suficiente en los patios; las celdas tengan suficiente ventilación, luz, camas y colchones para cada uno de los reclusos. Además de alimentación, agua para consumo y aseo personal, retrete y regadera”, mencionó.

En resumen, dijo que deben existir condiciones dignas para cumplir con las condiciones para personas privadas de libertad, tal como los instrumentos internacionales de derechos humanos, como las Reglas Mínimas de las Naciones Unidas para el Tratamiento de los Reclusos y el artículo 18 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

Por lo anterior,  CADHAC solicitó al Gobierno del Estado que se informe oportuna y claramente a las familias de los internos y poder judicial sobre el plan de traslado,  además se entregue evidencia que el penal de Apodaca se encuentre en condiciones de recibir a las personas trasladas del Penal de Topo Chico a Apodaca.

También tomar medidas especiales para proteger los derechos a la dignidad, la salud y el bienestar de las personas privadas de su libertad estén adecuadamente protegidos, y responder en tiempo y forma a las medidas precautorias emitidas por la Comisión Estatal de Derechos Humanos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *